Ante los cambios realizados por Blogger, tiempo atrás, y que afectaron la plantilla de este blog hay textos largos que no se mostrarán totalmente. La solución a dicho inconveniente es hacer click en el título del artículo y así se logra que se muestre el resto de la entrada. Muchas gracias y disculpas por la molestia ocasionada.


Santiago Bernabéu fue el dirigente más grande que conocí. Entraba al vestuario y todos se ponían de pie. Recuerdo una situación muy particular: en la liga 77/78 se enfermó grave y se estaba por morir. Llegamos a sacar 7 puntos de ventaja, pero al plantel le agarró una gripe y el Barcelona se nos acercó. Jugábamos contra ellos en casa y la mañana del partido vino don Santiago. Nunca me voy a olvidar, se sentó y nos dijo: “Muchachos, yo les dije a todos que éste era el campeonato más importante de mi vida. Yo no entiendo de fútbol, pero llevaban siete puntos y ahora llevan dos. Por eso, el que no tenga cojones, que no juegue. Los quiero mucho”. Y se fue. Le ganamos 4-0 al Barcelona y fuimos campeones (ENRIQUE "Quique" WOLFF, ex futbolista y periodista argentino, recordando su paso por la entidad merengue, en la década del '70, en revista "El Gráfico", Noviembre de 2005)

2 comentarios:

Kiubasa dijo...

Saludos desde España. Gran blog. Veo lo que se cuece en mi país desde la perspectiva argentina.

Santiago Bernabéu quizás fue un dirigente autoritario y peligrosamente cercano a la dictadura española del momento, pero también fue un adelantado de su época y convirtió un club con discretos resultados (ver palmarés antes de su llegada), en el mejor equipo del mundo.

Totonet dijo...

Kiubasa muchísimas gracias por tus palabras que me alientan a seguir.
Este blog lo hago solo con mi alma y una conexión telefónica bastante lenta, por eso valoro tanto tus conceptos.
Respecto a Bernabeu, aún con sus defectos, sería hoy un señor dirigente comparado a los "ladrones de gallinas" que hay por esos parajes...
Un grande abrazo y un para tí y Felices Fiestas!!!